Rojas, B.A. - Lun. 24.Sept.18 | 06:46
 22-08-2018 | 08:52 hs.        51
En Quilmes y General Rodríguez, más instituciones con pérdidas de gas
Siguen los cortes en las escuelas
La escuela de General Rodríguez visitada por Sánchez Zinny el viernes fue clausurada por pérdida de gas. En Quilmes, otra institución escolar fue tomada por los padres que reclamaban que las autoridades se hicieran cargo

A casi tres semanas de la explosión de la escuela 49 de Moreno, que provocó la muerte de la vicedirectora Sandra Calamano y el auxiliar Rubén Rodríguez, se suman nuevos casos de suspensión de clases por pérdidas de gas y problemas de infraestructura. “El ‘estamos trabajando’ de las autoridades, ya no es suficiente”, expresó el Frente de Unidad Docente de General Rodríguez, que denuncia irregularidades en la revisión de gas ordenada por las autoridades de la localidad. EL FUDB General Rodríguez informó, además, que en la primaria 13 se suspendieron las clases por una pérdida de gas, dos días hábiles después de la visita de Sánchez Zinny al establecimiento. Ante la falta de respuestas del estado, también las familias decidieron movilizarse: en Quilmes, la primaria 75 fue tomada por padres, debido a un corte por pérdidas en el servicio de gas.

El FUDB General Rodríguez solicitó ayer al inspector a cargo de la Jefatura Distrital, Gabriel Leuenberger, una reunión extraordinaria de UEGD para exigir respuestas sobre las condiciones edilicias de los establecimientos, ya que a algunos de los que se les había otorgado la habitabilidad tuvieron que suspender sus actividades por pérdidas de gas. Es el caso de la ES 2, el CENS 451, la EP 17 y la EP 9, según detalló Claudia Guerra, concejala y presidenta de la Comisión de Educación del Concejo Deliberante de General Rodríguez. El FUDB también pide debatir la situación de los gasistas matriculados que actúan en el territorio ya que, según denunció Guerra, hay un gasista que actuó para dar habitabilidad en varias escuelas cuya matrícula fue dada de baja el 11 de octubre de 2016 .

Ayer, además, se suspendieron las clases en la escuela primaria 13 de General Rodríguez por una pérdida de gas en la cocina. La escuela había sido visitada el jueves pasado por Sánchez Zinny, quien felicitó al establecimiento por no haber cerrado sus puertas. “Cuando la federación de gasistas vino a revisar esta escuela, dejó indicado que debía realizarse un trabajo: lubricar las llaves de paso. Pero la federación no continuó con la revisión por irregularidades en el acuerdo por parte de las autoridades provinciales. Así que días después fue otro gasista, hizo el trabajo y el Consejo Escolar le dio el visto bueno. Pero se ve que el trabajo no quedó bien hecho, porque cuando llegaron hoy los docentes a la escuela se encontraron con una pérdida de gas en la cocina y decidieron suspender las clases”, contó Guerra.

“Hay tal desmadre, que aparecen cuadrillas de gasistas que no se sabe de dónde son, ni quién los envía. Los directivos tienen que andar pidiéndoles los nombres, apellidos, DNI, número de matrícula. El intendente se puso al frente del operativo de revisión de las escuelas. Así que está todo muy desdibujado, no sabemos si a los gasistas los envía la Municipalidad o el Consejo Escolar”, expresó Guerra. “De los 59 edificios escolares que tenemos, alrededor de 40 continúan sin clases”, agregó.

Quilmes es otro de los distritos bonaerenses que denuncia el estado deplorable de sus escuelas. Según relató una madre de la primaria 75, que se encuentra tomada por los padres desde la semana pasada, el lunes 13 la empresa Metrogas decidió cortar el suministro por pérdidas. Al día siguiente, los padres fueron a hablar con la directora de la institución pidiéndole alguna respuesta. “Los chicos del turno mañana estuvieron en la escuela. Como no veíamos ningún cambio de posición, por la tarde decidimos que los chicos ya no entren al turno tarde. Tomamos la escuela, y ese día (martes) a las 19.30 aproximadamente se acercaron el Secretario de Cultura y Educación de Quilmes, Ariel Domene, y el Jefe Distrital de Educación de Quilmes, Oscar De Sarro, a firmar un acta de compromiso”, explicó la mujer a los medios. Sin embargo, como aún no recibieron solución al problema, los padres continúan en la escuela, que además de las pérdidas de gas tiene el pozo ciego desbordado, filtraciones de agua y paredes electrificadas, entre otros problemas.

Docentes de Tigre también salieron a denunciar esta semana la precariedad en la que se encuentran los establecimientos educativos: “Ya son 80 las escuelas del distrito que están cerradas. Muchas tienen el sistema de gas envasado, como el de la escuela de Moreno con las famosas (garrafas) chanchas o zeppelin. En la escuela 29, la última inspección fue en el 2002”, contó la docente y delegada de Suteba Tigre, Lorena Maidana, sobre las escuelas de dicho municipio. “Son escuelas bombas, no sabés cuándo van a estallar”, advirtió la maestra.





 

‹‹ volver atrás